20 noviembre, 2017

Valle de Arán, Pirineos

¡Hola gentecilla! ¿Qué tal? Últimamente me estoy organizando mejor el tiempo y puedo avanzar la tarea del grado por las mañanas, entre curro y curro, así que este finde, a pesar de currar hasta las 23 el viernes y de pasarme todo el sábado por la tarde en un curso, pude aprovechar para pasarme por vuestros blogs. Incluso puedo aprovechar para ver New Girl (me acabo de enganchar a la serie) y reescribir un relato que escribí en 2012; entonces el relato tenía dos partes y 50 páginas. Ahora tiene tres partes y más de 140 páginas... y todavía no lo he terminado. A ver si me animo a subirlo a Wattpad cuando esté listo.

Para hoy no tenía ningún post preparado pero quería enseñaos algunas de las fotos que hice hace dos fines de semana cuando fui con una amiga y una de mis compis de piso al Valle de Arán, un valle situado en los Pirineos que limita con Francia y que pertenece a Lleida (las que me seguís en Insta ya visteis algunas de las fotos). Si no habéis estado y tenéis la oportunidad de ir, lo recomiendo.


Para llegar al valle, al menos por la carretera sin peajes por la que nosotras fuimos, hay que pasar por la provincia de Aragón. Cuando nos quedaba menos de una hora para llegar nos paramos en este estanque para sacar algunas fotos; el paisaje nos pareció bonito.

Las fotos de abajo son de Vielha, la capital del lugar y donde nos alojamos. Las hicimos poco después de haber llegado e instalado en el hotel, y antes de ir a comer a un restaurante de comida típica aranesa para recomponer fuerzas después del viaje.


Como conducir unos 340 kilómetros del tirón no fue suficiente para mi (soy una conductoradicta), volvimos a meternos en el coche para visitar los diferentes pueblecitos del valle, con sus casitas de piedra y sus iglesias, hasta que llegamos un poco más allá de Bosost.


Nuestra última parada de ese día antes de regresar a Vielha (donde cenamos una pizza riquísima), fue un pequeño pueblo con un mirador precioso. Unos visitantes como nosotras que paseaban por allí (la verdad es que no se ve mucha gente en las calles de esos pueblos) nos contaron que había una cruz donde habían enterrado a una mujer, fuera del cementerio, porque se había enamorado y había tenido una relación con su primo, que sí estaba enterrado en el cementerio. Y nosotras fuimos hasta esa cruz.


Al día siguiente subimos a una montaña cerquísima de Vielha (primero en coche y los últimos 3 km los hicimos andando) para visitar Saut deth Pish, la preciosa cascada que os enseño a continuación. A pesar de que la carretera es estrecha y de montaña, el acceso no es complicado y es una visita recomendada. Todas las siguientes fotos son de ese lugar.

 
 

Esa especie de excursión nos ocupó toda la mañana. Luego regresamos a la "ciudad" del valle para comer y recargar pilas antes de emprender carretera de regreso a Barcelona. 



¿Habéis estado alguna vez en el Valle de Arán? ¿Os gustaría? ¿Os han gustado las fotos?

¡Espero que os hayan gustado las fotos! Besazos linduras.

Related Posts Plugin for WordPress, Blogger...